Image by Manuel Barroso Parejo

19 ciudades del C40 se comprometen a construir nuevos edificios energía cero para el 2030


Hoy, el 55% de la población mundial vive en áreas urbanas, una proporción que se espera que aumente al 68% para 2050. Las ciudades globales tienen que hacer los cambios necesarios para ser más resilientes ante este nuevo paradigma y evitar que las ciudades colapsen.

Para lograr esto, 19 ciudades que pertenecen al Grupo de Liderazgo Climático, conocido como el C40, firmaron la declaración de edificios netos de carbono cero el pasado jueves, en donde garantizarán que los nuevos edificios deban operar con un huella de carbono neutral para el 2030.

Alcaldes de Copenhague, Johannesburgo, Londres, Los Ángeles, Montreal, Nueva York, Newburyport, París, Portland, San Francisco, San José, Santa Mónica, Estocolmo, Sydney, Tokio, Toronto, Tshwane, Vancouver y Washington, DC, se comprometieron para asegurar que todos los edificios en las ciudades, antiguos o nuevos, cumplan con los estándares de carbono cero neto para 2050, según un comunicado de prensa.

Los edificios suelen ser grandes generadores de emisiones de gases de efecto invernadero en las ciudades debido a que utilizan combustibles fósiles para calefacción, agua caliente y otras necesidades energéticas.

Un ejemplo son los edificios de Estados Unidos, donde cerca del 39% del consumo total de energía proviene de los sectores residencial y comercial.

En megaciudades como Londres, Los Ángeles y París, los edificios representan más del 70% de sus emisiones totales, por lo que adicional a favorecer el cambio climático también influyen en la contaminación del aire, terminando en un problema de salud pública.

Los edificios con Net-Zero, son construidos para ser eficientes en energía y satisfacer cualquier necesidad de energía restante con fuentes de energía renovables. Estos edificios no sólo son beneficiosos para el medio ambiente y la sociedad, sino que ofrecen beneficios económicos, como ahorros en costos y un mayor valor de propiedad para los propietarios.

"...La lucha contra el cambio climático es una necesidad moral, un imperativo ambiental y una oportunidad económica. Los Ángeles se enorgullece de ser un líder en la creación de nuestro futuro de energía limpia. Al comprometernos a reducir la huella de carbono de nuestros edificios, nos acercamos un paso más a los objetivos del Acuerdo de París y la promesa de menores emisiones, menos contaminación y más innovación en energías renovables...", dijo el alcalde de Los Ángeles, Eric Garcetti.

Estas declaraciones se hicieron previo a la Cumbre Global de Acción Climática a celebrarse en San Francisco el mes próximo y están alineados con el objetivo del acuerdo de París.

"Cumplir con los compromisos asumidos hoy requerirá un esfuerzo conjunto, ya que los gobiernos de las ciudades no tienen control directo sobre todos los edificios de una ciudad. Debemos trabajar junto con los gobiernos estatales y regionales y el sector privado para impulsar esta transformación y hacer un llamado a los gobiernos nacionales para una acción equitativa...", dijo el comunicado de prensa de C40.

Como parte del compromiso, las ciudades desarrollarán una hoja de ruta para alcanzar edificios con cero emisiones de carbono, así como un conjunto de incentivos y programas de apoyo. Cada año, publicarán un informe sobre su progreso para alcanzar sus objetivos.

México no está dentro de este grupo, aunque debería apoyar estas iniciativas, de otra forma quedará relegado como un país del montón en vez de destacarse como líderes, o aún peor, seguir siendo un país que no avanza en cuestiones ambientales.

Vía: C40 / Ecowatch imagen: C40

#renovable #soluciones #energía #AcuerdodeParís #cambioclimático #tecnología

PLANETA B BLANCO SIN MUNDO.png

2019 | PlanetaB | Consultoria e Información ambiental

Montes Urales 424, Lomas de Chapultepec, CDMX.

M. contacto@planeta2.com.mx