Dinamarca logró reducir un 25% el desperdicio de alimentos en 5 años


Cada año se desperdician o pierdan más de 1.3 billones de toneladas de alimentos, esto equivale a un tercio de la producción de alimentos a nivel mundial.

El problema no se queda sólo en la pérdida o desperdicio, sino que se extiende a otras áreas que podrían pasar desapercibidas, ya que también se despilfarran recursos como agua, tierra, energía, trabajo y caemos en una producción innecesaria de gases de efecto invernadero que contribuyen al calentamiento global y cambio climático.

El problema es que la distribución de alimentos no es equitativa, ya que si este tercio que se pierde se asignara en ciudades y países que padecen escasez o falta de acceso a alimentos, se acabaría la hambruna mundial. Es por esta razón que la FAO, ONU y otras organizaciones mundiales han hecho de este problema uno de los más apremiantes a solucionar.

Algunos países le han dado la seriedad necesaria a esta problemática y están desarrollando acciones para frenar el desperdicio y pérdida de alimentos, tal es el caso de Dinamarca que gracias a una combinación de cultura y presión social han logrado un cambio de actitud en la compra, consumo y preparado de alimentos.

En 5 años Dinamarca logró reducir un 25% el desperdicio y pérdida de alimentos. Si bien fue empujado por el gobierno con mensajes de comunicación que invitan a los ciudadanos a ser más conscientes en su consumo de alimentos, lo que realmente marcó el cambio fue la presión social que ejerció la ciudadanía con sus vecinos.

Igualmente, la comunidad danesa acepta el cambio y si es para mejorar su entorno tendrá un mayor empuje, primero porque está de moda ser sustentable y segundo porque es un país con una densidad de población inferior a las grandes ciudades por lo que es más sencillo difundir un mensaje. Igualmente esto no le resta crédito a lo que han logrado.

¿Recuerdan el proyecto de WeFood? la compañía que sólo vende productos que las grandes cadenas de autoservicio están por desechar, pues dicha empresa también cuenta con sucursales en Dinamarca y para la apertura de una de éstas tiendas asistió la princesa danesa Mary Elizabeth.

Esta reducción se ha logrado gracias a la participación ciudadana y a que ciertos individuos han alzado la voz, por ejemplo la activista Selina Juul quien llegó a Dinamarca en su adolescencia, se dio cuenta del contraste entre el desperdicio del ciudadano danés y las carencias por las que pasaba en Rusia. En los últimos 7 años, el movimiento danés ‘Stop Wasting Food’ (Stop Spild Af Mad) ha crecido de ser un pequeño grupo en Facebook a la ONG más grande en contra de los desperdicios de alimentos, incluso colaborando con la Unión Europea y la ONU.

“...La demanda de los consumidores ha impulsado un cambio en las empresas. Las grandes cadenas de supermercados dejaron de ofrecer los descuentos por cantidad que motivan a los compradores a comprar en exceso y muchas tiendas tienen 'áreas de desperdicio de alimentos' con ofertas de productos que están cerca de expirar...", escribió Jonathan Bloom para National Geographic.

Otro factor es que los europeos tienden a comer menos, tiene refrigeradores más pequeños y acostumbran a visitar las tiendas de supermercados con mayor frecuencia comprando una menor cantidad que si fueran en menor frecuencia pero compraran todo lo de un mes; la probabilidad de desperdicio es mayor en grande volúmenes. Junto con las condiciones antes mencionadas un país puede cambiar

En Dinamarca la sociedad ejerce una gran presión, tomemos por ejemplo el “drinking adn driving”, esto no fue una iniciativa del gobierno, más bien de la sociedad que veía esta práctica como inaceptable, lo mismo pasó con el cigarro y posiblemente veamos lo mismo con los autos que usan gasolina. El desperdicio de comida tiene el mismo comportamiento que los anteriores, los ciudadanos ya ven como algo inaceptable que se tiren los alimentos.

Para lograr esto necesitas una sociedad que esté unida y que persiga valores similares, de otra forma se terminan realizando esfuerzos aislados.

Vía: New Europe, Fastcoexist, Treehugger

Imagen: Huffingtonpost

#alimentos #desperdicio #sostenible

PLANETA B BLANCO SIN MUNDO.png

2019 | PlanetaB | Consultoria e Información ambiental

Montes Urales 424, Lomas de Chapultepec, CDMX.

M. contacto@planeta2.com.mx