Image by Manuel Barroso Parejo

Diputados crean “Grupo de Trabajo en Materia de Medio ambiente”


Así como lo leen, nuestros diputados que han sido criticados por la sociedad en infinidad de ocasiones por, arbitrariedades, malos manejos, pocas soluciones, el efecto plurinominales, bonos por “trabajo”, en fin; existen muchas razones por las cuales los Diputados no son populares en nuestro país pero en esta ocasión creo (y aún soy escéptico) que han hecho un trabajo que nos llevará hacia un México más verde.

Hace unos días en la Cámara de Diputados se instaló el “Grupo de Trabajo en materia de Medio Ambiente”, (deberían idear nombres más sencillos). El principal objetivo de dicho grupo será construir acuerdos que modifican modelos las tareas legislativas, con el fin de planear políticas públicas encaminadas hacia la preservación de nuestro hábitat.

Alma Arzaluz Alonso, quien es la presidenta de dicho grupo, se comprometió a presentar la agenda en torno del medio ambiente para el período ordinario de sesiones que inicia este septiembre. Los principales ejes de esta agenda serán temas que beneficien a la sociedad, la conservación del entorno y programas que impulsen la sustentabilidad de nuestros recursos.

Igualmente, una de las principales tareas del GTMMA es la calidad del aire, que no sólo está afectando a la ciudad de México, ciudades como Salamanca, Monterrey, Guadalajara, Poza Rica, Toluca o Mexicali, también entran en este panorama de urgencia y lo más preocupante es que actualmente no existe un marco jurídico que lo atienda.

El Diputado Fernando Rubio, (a quien seguiremos de cerca por sus iniciativas y esperamos que no sean sólo palabras), pidió a la Secretaría de Hacienda que se otorguen facilidades para establecer acciones en materia medioambientales y mediante incentivos fiscales se logren modernizar el sector empresarial e industrial.

Adicional, Rubio pidió reestructurar impuestos que han sido utilizadas de la mejor forma; impuestos al carbono (impuesto medioambiental sobre la emisión de dióxido de carbono, gas de efecto invernadero, que pretende limitar su uso. Este impuesto desalienta las emisiones de contaminantes, haciendo pagar a los contaminadores en proporción a sus emisiones) de los cuales se recaudaron casi 14mil millones de pesos y de haberse invertido en la preservación medioambiental, transporte público ecológico, plantas de tratamiendo de residuos o en programas de educación ambiental, estaríamos hablando de un mejor panorama para el 2016.

Esperamos que en esta ocasión la Cámara de Diputados brille por iniciativas que funcionen y tener programas ambientales que beneficien al país. Seguiremos a este grupo muy de cerca para revisar los avances que estén realizando.

Vía: Terra


PLANETA B BLANCO SIN MUNDO.png

2019 | PlanetaB | Consultoria e Información ambiental

Montes Urales 424, Lomas de Chapultepec, CDMX.

M. contacto@planeta2.com.mx