Image by Manuel Barroso Parejo

China suspende 100 proyectos de energía de carbón


Estamos a unos días de que tome posesión Donald Trump la presidencia de uno de los países que durante los últimos se preocupó por hacer alianzas y acuerdos internacionales para fomentar la protección del medio ambiente. Con la llegada de Trump esto puede venirse abajo, por otro lado, tenemos a China que es nuestro nuevo paladín y está dispuesta a ocupar el vacío que dejará Estados Unidos para tomar el liderazgo de la protección ambiental.

En los últimos meses hemos sido testigos de los movimientos realizados por China, comenzando por la ratificación del Acuerdo de París y las acciones que está realizando para limpiar el aire que respiran sus ciudadanos. Dentro de estos esfuerzos, el gobierno Chino anunció que detendrá 100 proyectos que tiene que ver con energía de carbón.

La comisión reguladora de energía de china ordenó detener más de 100 proyectos de energía carbón en 11 provincias, las cuales tendrían una capacidad de generar 100 gigawatts. Esta decisión ha sido aplaudida alrededor del mundo ya que es un gran paso para frenar la dependencia hacia los combustibles fósiles y comenzar a migrar a energías limpias.

La Administración Nacional de Energía (NEA) tomó la decisión el pasado el pasado 14 de enero, incluso se detuvieron proyectos que estaban en construcción. En total, dichos proyectos tendrían un costo de ¥430 billones de yenes (cerca de $62 billones de dólares).

Esta suspensión es un gran avance para el plan de desarrollo que tiene trazado el gobierno chino para impulsar la producción de energías renovables como la solar o eólica y eliminar la dependencia que tiene el país asiático del carbón, que actualmente continúa siendo la mayor parte de donde consigue la energía el país.

Greenpeace no dejó pasar la oportunidad para celebrar esta decisión, “...detener los proyectos que estaban en construcción será costoso e incluso un desperdicio de recursos, pero gastar más dinero para completar plantas que finalmente no se necesitan será un desperdicio aún mayor…”, declaró Greenpeace en un comunicado oficial.

La suspensión de estas 100 plantas de carbón sigue la línea que el gobierno chino lleva desde el 2016 y es el resultado del anuncio oficial que hizo Xi Jinping en noviembre pasado de eliminar o retrasar por lo menos 150 GW de proyectos de energía de carbón para el 2020 y limitar la generación de energía de carbón a 1,100 GW.

Para sustituir estos proyectos se estarán instalando más de 130GW de energía solar y eólica para el 2020; esto es igual a la capacidad total de generación de energías renovables que tiene Francia. “...Esto demuestra que nuestro gobierno está cumpliendo su promesa de frenar los suministros de energía de carbón…”, dijo Frank Yu, quien es consultor en Wood Mackenzie.

Esta suspensión terminará en el 2025, pero confiamos que en 8 años estaremos en una nueva era de energías renovables y el tratar de abrir una planta de carbón no sólo tendría graves consecuencias medioambientales, también sería un suicidio político tanto nacional como internacional y posiblemente la tecnología sería obsoleta.

Vía Reuters / Scientific America

Imagen: AP images / Quartz

#eólica #solar #diseño #cambioclimático #combustibles

PLANETA B BLANCO SIN MUNDO.png

2019 | PlanetaB | Consultoria e Información ambiental

Montes Urales 424, Lomas de Chapultepec, CDMX.

M. contacto@planeta2.com.mx