Image by Manuel Barroso Parejo

Michelle Bachelet crea un legado de conservación para futuras generaciones


A tan sólo unos días de dejar el puesto, Michelle Bachelet quiere dejar un legado histórico en Chile, una herencia para las futuras generaciones que se traduce en la creación de un gigantesco parque marino en el archipiélago de Juan Fernández y culminar el desarrollo del parque nacional Pumalín en la Patagonia.

El ambicioso plan de conservación se llevó a cabo la semana pasada, a dos semanas de entregar el poder al conservador Sebastián Piñera. Bachelet firmó la creación del Parque Nacional Mar de Juan Fernández y el de las Islas Diego Ramírez-Paso Drake, en la austral región de la Magallanes, junto a las Áreas Marinas Costeras Protegidas de Múltiples Uso (AMCP-MU) en el seno de Almirantazgo en Tierra del Fuego; de Rapa Nui en la Isla de Pascua y en la localidad de Tortel (sur).

Este plan protege cerca de 262 mil km2 de parque marino, así como una área marina de usos múltiples de 24 mil km2 -más grande que Ecuador-. Estos parque se suman a los 720 mil km2 protegidos en Isla de Pascua.

Igualmente, gracias a la donación que recibió el gobierno Chileno de parte de Douglas Tompkins -fundador de Espirit y The North Face- se pudo crear el Parque Nacional de Pumalín en la Patagonia chilena.

El fallecido Tompkins y su esposa Kristine McDivitt trabajaron juntos en proyectos de conservación. Los esfuerzos de conservación de Tompkins se centraron en la preservación de la biodiversidad y paisajes silvestres.

Adquirían grandes extensiones de tierra con el objetivo de transformarlas en parques nacionales, ya que estos representan la cúspide de las áreas protegidas, entregando la garantía más sólida de una conservación a largo plazo y ofreciendo un conjunto incomparable de atributos ecológicos, valor cultural y beneficios económicos a las comunidades locales.

Tras su muerte, Tompkins todavía era dueño del Parque Pumalín, pero fue traspasado recientemente a la Fundación del mismo nombre.

El Parque Pumalín forma parte de la Red de Parques de la Patagonia, que suponen un área de conservación de 4,5 millones de hectáreas en el extremo sur del país, concretando el sueño del fallecido Douglas Tompkins.

La viuda, Kristine McDavitt, donó 407 mil hectáreas de bosques al estado chileno para su conservación, dejando atrás las dudas y sospechas que rodearon al proyecto en sus inicios cuando su Tompkins empezó a adquirir tierras.

"...Estamos pagando una deuda, porque este parque va a llevar el nombre de Douglas Tompkins. Es justo homenaje a quien pudo ver más allá de la mezquindad, adelantándose a sus pares con la fortaleza que le dio su amor a esta tierra...", dijo Bachelet en la ceremonia.

Bachelet está dejando un gran legado no sólo a los chilenos sino al mundo entero. Gracias al esfuerzo de diferentes individuos y organizaciones, el gobierno de la Bachelet logró multiplicar diez veces la superficie marina protegida, pasando de un 4.3% a un 42.4% de la superficie marina chilena.

A su salida, Chile tendrá 14 nuevas áreas marinas protegidas (ocho parques marinos y seis áreas marinas costeras) con una extensión de 1.3 millones de km2.

"...Siempre se van a acordar de este hito. Los parques marinos creados van a ser laboratorios para el mundo…”, dijo a la AFP Liesbeth van der Meer, directora de la organización ambientalista Oceana Chile.

“...Las Áreas Marinas Protegidas son un aporte al desarrollo de los territorios y las comunidades, ya que al conservar la salud de los ecosistemas marinos y de sus especies, también proveen servicios ecosistémicos básicos para las personas y la economía...", dijo Ricardo Bosshard, director de WWF Chile.

Junto a la creación del Parque Nacional de Juan Fernández, Bachelet firmó la ampliación de su área marina costera protegida, donde se han detectado 130 especies importantes para la conservación, de ellas 32 amenazadas.

Las comunidades podrán seguir realizando actividades económicas de bajo impacto, como la pesca artesanal, en particular la de langosta, y el turismo sustentable.

El nuevo decreto protege también una superficie de 720 mil km2 en la Isla de Pascua, donde se prohíbe la pesca industrial y se protegen al menos 142 especies endémicas, de las cuales 27 están amenazadas o en peligro de extinción.

"...Es muy emocionante lo que estamos viviendo hoy día. Estamos coronado un hermoso proceso, al transformar la visión, voluntad y acción necesaria en proyectos de ley...", dijo Bachelet, en una de sus últimas ceremonias en el palacio de La Moneda antes de entregar el poder el próximo 11 de marzo.

____________________

Vía: CNN Chile

Imagen: Parque Pumalin

#conservación #animales #biodiversidad

PLANETA B BLANCO SIN MUNDO.png

2019 | PlanetaB | Consultoria e Información ambiental

Montes Urales 424, Lomas de Chapultepec, CDMX.

M. contacto@planeta2.com.mx