Image by Manuel Barroso Parejo

Accionistas exigen a empresas información sobre sus riesgos climáticos


Al fin, los accionistas están viendo más allá de la rentabilidad de sus activos y están solicitando a las empresas que entreguen informes sobre los riesgos climáticos en los que incurren o pueden llegar a incurrir. Ya sea por cuidar el capital que tienen invertido porque cada día son más las demandas que se derivan por cuestiones ambientales, o porque realmente están buscando hacer lo correcto, éste es un gran paso. Hoy, las empresas están bajo más presión por parte de accionistas y sociedad para divulgar su exposición a riesgos causados por el cambio climático. Se proyecta que en la próxima temporada de juntas anuales de accionistas, las compañías enfrenten una cifra récord de 75 o más propuestas de accionistas relacionadas con el clima, en comparación con 17 en el 2013, de acuerdo con ISS Analytics, la división de inteligencia de datos de Institutional Shareholder Services. Gracias a grandes inversionistas como BlackRock Inc. y Vanguard Group, quienes respaldan reportes con estándares puntuales en materia de cambio climático para compañías que cotizan en bolsa, se espera motivar un repunte en las publicaciones próximas. "...Lo que intentamos hacer es maximizar el valor de las compañías en la cartera, proteger la desventaja y hacer que la aguja se mueva en una dirección que pensamos que refleja asuntos materiales importantes de compañía en compañía...", señaló Barbara Novick, de BlackRock, en un discurso el 7 de febrero en Washington. Las juntas anuales, que por lo general tienen lugar en la primavera, son una oportunidad para que accionistas activistas ejerzan presión sobre las compañías debido a un proceso que les permite presentar propuestas para que sean sometidas a voto. Por ejemplo, DowDuPont Inc. recibió una propuesta para su votación que solicitaba más publicaciones e información sobre riesgos a raíz de la expansión de operaciones de plantas químicas cerca del Golfo de México, ya que posibles tormentas importantes en la zona, como el Huracán Harvey, pueden causar daños y derrames. Starbucks Corp. está enfrentando mucha presión tanto de accionistas como de su propia base de consumidores con conciencia ambiental. El año pasado, el 29% de los accionistas de Starbucks votaron para que la compañía diera a conocer planes detallados sobre cómo iba a promover envases reutilizables y reducir su uso de plástico. La propuesta advertía que la reputación de Starbucks como líder ambiental podría verse perjudicada por su fracaso para cumplir con sus propios objetivos de sustentabilidad. La propuesta está en las boletas de representación de accionistas del 2019 que se dieron a conocer a principios de febrero. El consejo de directores de Starbucks hizo una recomendación contra la propuesta. JetBlue Airways fue una de las primeras compañías en adoptar el enfoque de la Junta de Normas de Contabilidad de Sustentabilidad (SASB), al iniciar divulgaciones voluntarias en el 2016. En su reporte de sustentabilidad del 2017, la compañía apuntó un aumento de interés en los temas climáticos a raíz de la temporada de huracanes volátiles, particularmente en el Océano Atlántico. "...Para una aerolínea como JetBlue con un enfoque significativo en el Caribe, la posibilidad de tormentas más extremas plantea una preocupación legítima: ¿qué tan preparada está JetBlue para lidiar con patrones meteorológicos cambiantes que podrían ser causados por el cambio climático?...", señalaba el reporte de JetBlue. Glencore PLC, uno de los principales productores de carbón en el mundo, aseguró en febrero que pondría un límite a su producción de ese combustible fósil. Royal Dutch Shell PLC, la compañía de petróleo y gas más grande de Europa, cedió en diciembre a exigencias de los accionistas de establecer metas para la reducción de emisiones causadas por el uso de sus productos. Esas divulgaciones y medidas son en su mayoría voluntarias o a petición de los accionistas, más que resultado de algún mandato de los reguladores. Se necesita una regulación para exigir que estas divulgaciones dejen de ser voluntarias y se conviertan en una norma para que las compañías se apeguen a criterios más amplios de lo que deben revelar como riesgo material. __ Vía: The Wall Street Journal Imagen: Getty Images / EyeEm

#RSE #cambioclimático

PLANETA B BLANCO SIN MUNDO.png

2019 | PlanetaB | Consultoria e Información ambiental

Montes Urales 424, Lomas de Chapultepec, CDMX.

M. contacto@planeta2.com.mx