top of page

COP28 ¿fracas rotundo?: concluye sin acuerdo sobre la eliminación gradual de combustibles fósiles



Las esperanzas de que los líderes globales hicieron algo por el planeta se desvanecen. El éxito de la COP28 en Dubai radicaba en concretar un acuerdo mundial para eliminar el uso de carbón, petróleo y gas lo suficientemente rápido para evitar un peor escenario del cambio climático… lamentablemente los intereses de países petroleros se impusieron.


Una vez más, nos encontramos en una situación desafiante, donde un grupo reducido de individuos busca maximizar sus beneficios a expensas de la explotación de combustibles fósiles, poniendo en peligro a más de 8 mil millones de personas.


La reciente conclusión de la COP 28 en Dubai ha marcado un hito significativo al no lograr un consenso sobre la eliminación progresiva de los combustibles fósiles. A pesar de la urgente necesidad global de abordar el cambio climático de manera decisiva, los intereses de las naciones productoras de petróleo han predominado hasta el momento.


"La decisión se basó en una comprensión realista de los fundamentos del mercado y los esfuerzos para reducir las emisiones globales de carbono", expresó Saad Al-Kaabi, líder de la compañía estatal de energía de Qatar.

El borrador final presentado en la COP 28 propuso diversas opciones para que los países reduzcan las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI), pero notoriamente excluyó la "eliminación progresiva" de los combustibles fósiles, una medida urgente solicitada por muchos países y la comunidad internacional.


A pesar de las declaraciones del Secretario General de la ONU, que afirmó que el éxito de la COP28 dependería de un acuerdo para eliminar rápidamente el uso de carbón, petróleo y gas, aclaró que esto no implica que todos los países deban eliminar simultáneamente los combustibles fósiles.


El nuevo borrador, publicado por la presidencia de Emiratos Árabes Unidos, ofreció ocho opciones que los países podrían utilizar para reducir las emisiones, como la "reducción justa, ordenada y equitativa del consumo y producción de combustibles fósiles, con el objetivo de lograr emisiones netas cero antes de 2050 o alrededor de esa fecha".


Un representante de la delegación saudita expresó en una reunión de ministros y negociadores que el acuerdo de la COP 28 no debería dictar las fuentes de energía, sino centrarse en la reducción de las emisiones. Esto se alinea con la postura de Arabia Saudita, Rusia y otros países que abogan por centrarse en reducir las emisiones en lugar de atacar las fuentes de combustible.


A pesar de las presiones de una coalición de más de 100 países, incluyendo Estados Unidos, Canadá y Noruega, junto con la Unión Europea y países vulnerables al cambio climático, la eliminación progresiva de los combustibles fósiles no ha sido incluida en el acuerdo de la COP 28.


Las emisiones provenientes de la combustión de combustibles fósiles son el principal motor del cambio climático, y las fuentes indican que Emiratos Árabes Unidos recibió presiones de Arabia Saudita para excluir cualquier mención a los combustibles fósiles del texto.


En este contexto, la cumbre revela la resistencia de Arabia Saudita, líder de facto del grupo de productores de petróleo de la OPEP, y de otros miembros como Rusia, Irak e Irán, a incluir la eliminación progresiva de los combustibles fósiles en el acuerdo de la COP 28.



En última instancia, los acuerdos resultantes de las cumbres de la ONU sobre el clima deben obtenerse por consenso entre los casi 200 países presentes. El objetivo es establecer un consenso sobre los pasos a seguir a nivel mundial para abordar el cambio climático, con cada país materializando estos compromisos a través de sus políticas e inversiones nacionales.


¿Qué pensamos en PlanetaB?


La ausencia de un acuerdo para eliminar gradualmente los combustibles fósiles implica un escenario en el cual los esfuerzos para abordar el cambio climático pueden no ser suficientemente ambiciosos.


Esto traerá consecuencias devastadoras para el medio ambiente, la sociedad y la economía a nivel mundial. La acción urgente y coordinada sigue siendo crucial para mitigar estos riesgos y avanzar hacia un futuro más sostenible. Una vergüenza los “líderes mundiales”.


Es lamentable observar cómo, en lugar de liderazgo, estas personas muestran una falta de visión colectiva, priorizando sus intereses personales en detrimento del bien común.


Es imperativo que aquellos que buscan su propio beneficio sin considerar las repercusiones ambientales y sociales reconsideren su enfoque y adopten medidas responsables que promuevan la sostenibilidad y el cuidado del entorno global.


En caso contrario, deberían ceder su lugar a aquellos comprometidos con la construcción de un futuro más sostenible y equitativo para las generaciones venideras.


/////////

Vía: Agencias



Commenti


bottom of page